El Concepto

En el marco de la restauración del propósito del plan divino para el destino de la humanidad se revelaba el proyecto de una marcha progresiva de concreción de la solidaridad entre todos los seres humanos. Alcanzaría finalmente el mundo entero.
Explicaciones del plan se encuentran en el blog Pangeosis (enlace al izquierda).

El escritor, de este blog es Instructor de la ciencia y conciencia de síntesis para la humanidad. Con su compañera de vida están los instructores de este plan como un padre y una madre, que guían a sus hermanos y hermanas de la tierra.

El desafió del plan es juntar las experiencias y visiones de todos, valorizándolas en una gran fuerza de armonización dinámica y solidaria de compasión, perdón y reconciliación, encima de los diferencias de nuestro color, cultura, nación, objetivos y convicciones particulares.
Su propósito es descubrir en la marche como se crea un nuevo orden de valores y de justicia para todos,
que puede liberar el mundo de sus incoherencias de división y de su orden destructivo de relaciones incorrectas con uno mismo, el entorno y los demás. Su resultado será la realización de la Gran Fraternidad Universal.

Proyecto Caladroy

CRU-CH-IS: Centro Real de Unión de la Conciencia Humana y de Instrucción de Síntesis
El objetivo del Espíritu del Instructor del Mundo es
unir todos nuestros conocimientos y experiencias como una referencia mundial para la creación de una visión espiritual holística relativo al propósito de la vida en la tierra. Sera un centro abierto, neutro, y libre de los conceptos humanos establecidos, de investigación, experimentación y enseñanza, tocando todos los gran aspectos y valores de la vida (política, social, económica, expresiones humanas, científica, ideal de salud y iniciación espiritual-religiosa en los grandes secretos del universo.
Aparte los primeros explicaciones en los enlaces mas está publicado en francés :
http://grandemarchemondiale.blogspot.fr/p/le-projet-caladroy_15.html pero la versión español se prepara.
El despertar concreto de la solidaridad mundial es el único medio para poder superar a la crisis mayor en la cual el mundo actual entró. Sin la apertura de nuevos horizontes sobre la organización de la vida planetaria, no habría esperanza de nuestra supervivencia sobre la Tierra a larga plaza.
El salto cuántico es una subida de la vibración de la vida. Pide una armonización entre espíritu y materia en las relaciones de los seres humanos.

viernes, 15 de julio de 2016

Conclusiones relativas a la primera etapa en el marco del plan MaRoPa:

Los viajes que hemos hecho en el marco de la Gran marcha Mundial de Solidaridad nos han dado cuenta del desafío puesto a la humanidad enfrente  la elección de su futuro. Sentimos que todo está cambiando y que muchos seres humanos desean un cambio a la vez necesario e inevitable.
Recordando nuestras experiencias para aclararlas y elaborar la etapa siguiente, nos venía la palabra “Germamos”. Sonaba como un mandamiento saliendo de una fusión sonora del título de la Gran Marcha Mundial de la Solidaridad. Evoca directamente las palabras German y germinar (germer en francés) y  también amamos. German quiere decir “que es del mismo germen u origen de amor”. Un German es pues un hermano (palabra en catalán). Es así el significado de los Germanos (o Alemanes) que traen las mismas armas de la vida.  La hermandad o fraternidad universal es efectivamente  la naturaleza de unión de toda la humanidad. La expresión de esta  unión es el desafío del mundo actual para sobrevivir. El mandamiento de la Gran Marcha es claramente: “Nos amamos como hermanos  como es el sueño del himno de la alegría.
¿Que son los elementos germinador que piden nuestra atención para realizarla?

Primero, la historia humana nos muestra que desde sus origines el excito de su progreso es, como la evolución de la tierra mismo y sus continentes, dependiente de su movilidad, según la necesidad, de buscar  un entorno de acogimiento mejor, reflejo de su sueño del paraíso. La inmovilidad pone fin a la vida. Es una ley básica de la manifestación. Así las grandes mudanzas de los pueblos prehistóricos (Mu y Atlántida…)  estaban a la base de razas-raíces sucesivas y su diferenciación en subrazas. Ahora estamos en la puerta del nacimiento de la sexta raza. Es la raza de la unión humana por amor que será caracterizado por el color azul. Refleja la energía de la conciencia supramental que dirigirá su comportamiento en lugar de sus emociones instintivas.
Cada vez que la tierra conocía cambios, provocaba cambios en los diferentes cuerpos humanos para adaptarse al nuevo entorno. Podemos decir esta evolución es un reflejo de lo que pasa a diferentes niveles cósmicos.
Ahora estamos de nuevo delante un gran cambio que se llama la Gran Transición. Es el reflejo de un cambio mayor y critica en el universo. Situará la individualización del Principio de su Inteligencia Único a diferentes niveles de su manifestación en un contexto de unión interactivo más correcto. Es decir las relaciones entre las identidades de la creación serán comprendidas a su justo valor y nivel de servicio en la evolución de la armonía del conjunto.  El proceso de la armonía cósmica es fundado sobre el principio de la solidaridad donde la expresión consciente y  concreta es la fraternidad universal. Efectivamente, la solidaridad es la expresión de la comprensión de una realidad común.
El problema no es que no habría bastantes de personas conscientes de este reto (1%).  Es más un problema de realizar la convergencia de esta conciencia conforme al plan de la evolución cósmica. Convergencia es imposible si cada uno seguiría la interpretación personal de este plan. Necesita una línea conductor.
Nota: Elaborando este tema me venía la memoria del éxodo de los judíos de Egipto. Moisés, encarnación anterior del instructor de la humanidad, seguía como transmisor la línea conductor del Principio de la Unión Superior de todos. Todos que estaban preparados y dispuestos a eso (simbolismo del cordero inmolado), hacían un viaje de liberación de la esclavitud egipciana. Siguiendo una seria de lecciones que codificaban el camino (pasaje del mar rojo, alimentos…), recibían, a medida de su progreso, las llaves para un nuevo orden, los diez mandamientos al Monte Sinaí. También vimos que su viaje formaba un triángulo que se terminaba errando en círculos hasta que tenían el objetivo claro para entrar en la tierra prometida. Al final venían a Jericó (=refleja de luna). Con sus palmeras figuraba como un reflejo del paraíso celeste. Nos sirve como una enseñanza importante para estos tiempos y el plan de la Marcha actual.
Ahora nos encontramos casi todos sobre la esclavitud de la división del individualismo y su estimulación de una libertad sin retenido para intereses materiales. Entonces esta liberación pide una nueva comprensión de ponernos en marcha a la conquista del sentido más verdadero de la vida y una nueva visión sobre las relaciones humanas en el objetivo de su unión en una paz duradera. En esto mundo de globalización caótica se necesita un movimiento de convergencia de las conciencias individuales . Así nacía nuestra Gran Marcha que está revelando sus paradigmas a medida de nuestro progreso. Hasta ahora tenemos:
1. Necesidad de salir de las ideas individuales para crear un sentido de la vida al mayor bien de  
    todos.
2. Necesidad de moverse y cambiar nuestra manera de vivir para sobrevivir.
3. Necesidad de aprender a valorar al otro como a sí mismo.
4. Necesidad de expresar la solidaridad de la fraternidad humana por medio de la armonización
    mutual de las relaciones con uno mismo, el entorno y los demás.

1.    Necesidad de salir de las ideas individuales para crear un sentido de la vida al mayor bien de todos:
La gente viaja mucho. Se hace maratones y cursos de todo tipo. Quiere decir que necesitan un cambio instruyéndola en aspectos de la vida ya no experimentados. Se busca una respuesta que no viene de sus ideas personales, condicionados por los límites de la ley de la división. Una respuesta válida sea  una respuesta global, válida para todos. Nos condujere hacia relaciones más correctas que unen y armonizan nos diferentes horizontes en una comprensión accesible a todos.
Es el problema del mundo actual: hay una multitud de comunicación, de escuelas y de enseñanzas que transmiten conocimientos. Las verdades de sus valores se pierden por parte en el caos de los conceptos de la mente individualista de cada uno, limitada y condicionada por los sentimientos, no suficientemente abiertos a la sabiduría universal.  Cualquier aspecto de la vida (política, social, económica, expresiva, científica, educativa y espiritual-religiosa)  recibe las influencias de este caos.  Si pensamos y hacemos todos como queremos, la coherencia social  vuelve imposible y necesitamos siempre más leyes en contradicción con nuestro deseo de siempre más de libertad.   
Faltan las enlazas o referencias  entre nosotros que nos unen en una visión coherente y nos liberan del tirón de las dominaciones individualistas. Incluyen también el espíritu de nuestras asociaciones y colectividades parciales. Necesitamos una referencia mundial  o centro mundial de síntesis que  prosigue dar forma a esta visión de unión holística. Debería interconectar y unir vía redes y centros regionales a todos que sientan la resonancia de la verdad universal en su corazón.  Existen ya muchos centros pero falta que se abren totalmente al perspectivo de servicio a la unión mundial interactiva y solidaria.
Trabajar para la paz no tiene sentido tanto tiempo que los pueblos queden ignorantes de los grandes desafíos de la vida. Vivir, comer, trabajar y divertirse como la masa sin darse cuente que significa realmente para su propio desarrollo y que sean sus consecuencias para nuestra descendencia y el entorno, mantiene irresponsabilidad, miedo para el desconocido  y fatalismo. La creación de una visión equilibrada y global de la vida es la única garantía para la libertad, la justicia y la paz en el mundo. Es la fuerza real que anima la Marcha y que revela Força Real, punto central del triángulo MaRoPa.
Nota histórica: Antes de empezar su ministerio, Jesús estaba en Heliópolis (Egipto) para seguir y recibir las iniciaciones necesarias para cumplir su misión. Salía claramente que su espíritu de Instructor de la humanidad (a través de sus encarnaciones sucesivas) ha hecho todas las grandes escuelas de la tierra y experimentado sus lecciones para poder dar una enseñanza de Un Camina de la Vida en la Verdad Universal. No estaba teoría, reglas y dogmas particulares pero la transmisión de la fuerza viva de síntesis de la conciencia de su espíritu experimpentado.

2.    Necesidad de moverse y cambiar nuestra manera de vivir para sobrevivir: La vida es movimiento de cambio a la vez constante y cíclico. Encima de los efectos del comportamiento humano, los cambios cósmicos y planetarios van a concentrarse más y más. Van a romper todos los conceptos y organizaciones incoherentes que conocemos ahora. Corresponde a un realismo que ya está reconocido científicamente desde  diferentes puntos de vista. No está solo una confirmación profética.
Es de la responsabilidad de los más conscientes de informar y educar a la gente en este sentido, indicando nuevas formas más perfectos y soluciones más positivas de vida. Queda poco tiempo para eso y para tomar las medidas que permitan a superar a los miedos y las amenazas de situaciones de pánico. Necesitamos  unir de urgencia los que no están fijados y encerrados en sus conceptos políticos, científicos, económicos, religiosos u otros.
La humanidad necesita un movimiento mundial de ecología mental de unión solidaria para repartir  
el progreso del ajuste y de armonización de las investigaciones humanas al plan de la Gran Transición.  Es la energía de compación (acción común en paz, mejor que compasión), motivación e inicio de la Gran Marcha que se revelaba por Madrid.
Necesitamos indicaciones más coherentes y convergentes, orientándonos hacia una dirección común de soluciones positivas que hacen bien a todos (como la película francés ’demain’ (mañana) en lugar que nuestras miedos sean alimentadas por acciones particulares que confirman nuestra ignorancia sobre la unión de la naturaleza humana y que conducen a catástrofes y conflictos destructivos inevitables.

3.  Necesidad de aprender a valorar al otro como a sí mismo.  Valorar de manera correcta pide movernos, hacer un viaje iniciático para poder hacer la justa distancia con la vida habitual en fin de verla en un contexto de unión más grande y completa.  Juzgamos dentro los límites de nuestras propias sensibilidades, experiencias  y conceptos. La carrera de esta tendencia individualista es un concepto mental de autodefensa artificial por miedo y incomprension. Es causa de desigualdad. Separa y crea relaciones de injusticia que favorezca la ley animal de lo más fuerte. Corta el desarrollo natural de nuestro potencial.
     El crecimiento de la abundancia de nuestras riquezas materiales y espirituales  depende de la cualidad de nuestros intercambios  con nuestros hermanos y hermanas humanos. Es en sus repuestas que nuestro potencial se valoriza. Además, si somos los que somos, es primero gracias a nuestros padres y madres, nuestra familia y nuestro entorno que habíamos podido construir nuestras vidas. A parte los gens del Padre, ya nos faltaban la madre tierra para encarnarnos  y nuestras madres para nacer y alimentarnos porque no teníamos ni matriz y ni la leche por nosotros mismos.
     Así va con nuestros juicios. Juzgar al otro desde un punto de visto personal no puede llegar a unir todos los elementos necesarios para llevar un discernimiento justo. Unir todos los elementos es el propio del funcionamiento y de una visión correcta de justicia. Sin este discernimiento  no podemos ver la verdad.
     Pretendemos dar un sentido espiritual valiente a nuestras vidas y hablamos mucho de valores humanos esenciales de bondad, suavidad, paz, armonía, verdad, amor y sabiduría. Pero cuantas veces no sabemos practicarlas correctamente en el conjunto por causa de nuestro punto estricto individual. Así nos  vestimos en marcas costosas y exclusivas  (como Salomón) pero no vemos que esta cultura, que imaginamos tan elevada, nos ha frustrado e excluido de una vida completa, sana, desnuda  de sus capas artificiales, para vivir primero en comunicación armoniosa con el dinamismo evolutivo de nuestro entorno.  Valorar es ver la vida como un conjunto de regales que indican la verdad del sentido del camino de la vida. Es el propio de la energía del perdón que da a la Marcha su justa orientación que se revelaba por Roma.

4.   Necesidad de expresar la solidaridad de la fraternidad humana por medio de la armonización mutual  de las relaciones con uno mismo, el entorno y los demás. Los últimos decenios nos hemos dado cuenta que técnicas de armonización son esenciales  para la salud y la paz interior y exterior (meditación, plegarias, relajación, celebraciones de convivencia…). Armonizar es una forma de celebrar la vida de manera creativa desde el corazón,  a darla gracia desde nuestra alma y elevarla por la magia de la unión. Es el verdadero sentido universal de la palabra ‘religión’. Si queremos hacer frente a las crisis de la Gran Transición de la humanidad el mejor que podemos hacer es de armonizarnos mutualmente, uniendo nuestras mentes por la celebración del el amor de nuestros corazones. Asi creamos relaciones más correctas. El ajuste de nuestras relaciones por nuevos acuerdos de armonía es el propio de la energía de reconciliación y es la esencia del significado del salto cuántico. Se revelaba por Paris.
Desde las experiencias de armonización de los viajes de la Gran Marcha  nacía la idea de la organización de una cultura mundial de encuentros de armonización en momentos regulares y en los lugares o zonas principales que gobiernan las energías espirituales y  materiales de la tierra. Muchos grupos e institutos pueden fácilmente alargar sus acciones e integrar esta programa de cultura , integrándose así  de manera más efectiva y armoniosa  al plan de la transición de la tierra. 

      Ya tenemos más claro las circunstancias más propicias para los centros del triángulo MaRoPa.
      Es decir:
- Sud de Francia: Ille sur Têt y Força Real: energía central de revelación del plan de visión
                             solidaria:  el fin de semana alrededor de la luz de la resurrección de Pascua y del
                             reconocimiento de la luz del plan de transición (energía Aries).
- Madrid: energía de compación en el marco de la reorientación del sentido de la vida
                  el fin de semana alrededor de la llena luna de Tauro, la reorientación de la luz de la vida 
                  (abril-mayo, energía Tauro)
- Roma: energía del perdón en el marco del servicio al conjunto uno
               el fin de semana alrededor de la llena luna de (Wesak) Géminis, la unión en la luz del servicio al
               no (mayo-junio, energía Géminis)
- Paris: energía de reconciliación en el marco de acuerdos relacionales más correctas en la
            masa: el fin de semana alrededor de la llena luna de cáncer, la luz del equilibrio del Padre/Madre
               (junio-julio, energía cáncer)
Nota: este año 2016 estaba extraordinaria del hecho que hemos pasado por dos llenas lunes en Tauro (mayo y junio al límite con Géminis ). El solsticio de verano coincidía con la llena luna (Géminis/Cáncer). Permitía una conexión más intensa entre París y Roma (inicio de la energía de relación de servicio al uno de Géminis).
Otros lugares pueden organizarse como (Barcelona-Manresa-Montserrat) alrededor del  8 de diciembre  (Inmaculada Concepción).
Pues vienen otros centros en el mundo como:
Alger: la luz de comprensión de relaciones justas (cáncer, junio-julio)
Berlín: la luz del mundo: ser uno (león: julio-agosto)
Londres: la luz de actividad crística (virgen: agosto-septiembre)              
Jerusalén: la luz de la comprensión del equilibrio (libra: septiembre-octubre)

No hay comentarios:

Publicar un comentario